NOTICIAS

  • 20 de marzo de 2010

    Proteger los bosques es una forma eficiente y barata de combatir el cambio climático
    imagen_6427.jpg
    Según un estudio publicado en el último número de la revista Plos Biology, de 16 de marzo, proteger los bosques es una forma eficiente y barata de combatir el cambio climático. La destrucción de los bosques es responsable del 15% de la reducción de los gases de efecto invernadero. Si no se controla, el mundo será incapaz de estabilizar el clima terrestre. 
    Aunque la Cumbre sobre el Clima en Copenhague no pudo producir un tratado jurídicamente vinculante, la importancia de la conservación de los bosques para mitigar el cambio climático fue un punto raro de acuerdo entre países desarrollados y en desarrollo y se subraya en las conclusiones del Acuerdo de CopenhagueEste tema no es ninguna novedad a nivel de comunicación pero no siempre la fuente es un artículo científico-técnico como en este caso. 
    Para tener éxito, las naciones que disponen de bosques deben desarrollar políticas e instituciones para reducir o eliminar la tala de bosques y su degradación. Uno de los componentes más sencillos de ese programa es también uno de los métodos más viejos y más fiables: preservar las áreas protegidas. Las tierras indígenas y otras áreas protegidas- creadas para salvaguardar los derechos de la tierra, los medios de vida indígenas, la biodiversidad y otros valores-contienen más de 312 mil millones de toneladas de carbono (GtC). Fundamentalmente, y paradójicamente, este "carbono" no está totalmente protegido. 
    Artículo: Indigenous Lands, Protected Areas, and Slowing Climate Change. PLoS Biol 8(3)
    Autores: Ricketts TH, Soares-Filho B, da Fonseca GAB, Nepstad D, Pfaff A, et al. (2010)