NOTICIAS

  • 22 de abril de 2010

    Nueva norma EN 15228 MADERA ESTRUCTURAL TRATADA CON PRODUCTOS PROTECTORES CONTRA LOS ATAQUES BIÓTICOS
    imagen_6456.jpg

    Esta norma europea especifica los requisitos generales de la madera estructural tratada con productos protectores contra los ataques bióticos, así como los requisitos respecto a la evaluación de la conformidad y el marcado de los productos estructurales tratados con protectores. Incluye también los tratamientos con productos biocídas.

     

    La norma no se refiere a los tratamientos protectores necesarios para alcanzar la vida de servicio prescrita en un producto estructural de madera determinado, por cuanto para ello deberían considerarse las diferencias climáticas y los agentes biológicos dominantes. Tampoco aplica a los tratamientos complementarios que puedan requerirse para los productos estructurales de madera que han sido mecanizados, taladrados o cepillados después de la aplicación del marcado CE ni incluye la calificación de los propios productos protectores.

     

    Requisitos de la madera estructural tratada contra ataques bióticos

     

    • Madera: debe ser conforme con la norma EN 14081-1
    • Penetración: se debe declarar según las clases de la norma EN 351-1
    • Retención: la  retención media en la zona de análisis (Valor de retención) debe ser mayor o igual a la retención declarada. El valor de retención debe declararse de acuerdo a la reglamentación nacional aplicable para la zona en que se va a utilizar o calcularse de acuerdo al valor crítico para la clase de uso conforme a la Norma EN 599-1.
    • Reacción al fuego: se debe declarar cuando el producto está afectado por este requisito.
      • Si la aplicación de producto protector no aumenta la masa de material orgánico más de un 2 % se pude aplicar (sin ensayo) la clase de reacción al fuego dada en la norma de producto.
      • En caso contrario el producto debe ensayarse y clasificarse de acuerdo a la Norma EN 13501-1. En la norma se dan instrucciones de montaje para el ensayo SBI)
    • Resistencia y Rigidez Se considera que la resistencia y rigidez de un producto estructural de madera tratada no están afectadas en los siguientes casos:

    o       Cuando es tratada con los métodos de tratamientos y productos protectores relacionados en el Anexo A de la norma;

    o       Para los tratamientos con clase de penetración igual o menor que NP2 según la Norma EN 351-1

     

    Para el resto de los casos, es decir para las especies impregnables y cuando se aplican tratamientos en clase de penetración NP3 o superior se considera que el tratamiento puede afectar a la resistencia y/o rigidez, la norma da unas directrices para comprobar mediante ensayo la posible influencia (y su alcance) del tratamiento protector en las propiedades de resistencia. Se trata de un ensayo doble con madera tratada y sin tratar cuyos resultados se contrastan después con un test estadístico de comparación de medias.

    • Sustancias peligrosas

    o       Si el producto estructural se ha tratado con pentaclorofenol debe comprobarse la concentración mediante la norma CEN/Tr 14823. En caso de ser superior a 5 x 10-6, debe marcarse o declararse.

     

    Evaluación de la conformidad

     

    Se basa en la realización de un ensayo de tipo inicial y en el establecimiento de un control de la producción en fábrica

     

    Ensayo inicial de tipo: el objetivo del ensayo es obtener los valores declarados o las clases u otra información adecuada sobre las características anteriores de la madera estructural tratada, es decir sobre la clase penetración y retención del producto protector, la clase de reacción al fuego, los valores declarados de resistencia y rigidez y los contenidos en sustancias peligrosas (si las hay).

     

    El ensayo inicial de tipo incluye los siguientes apartados:

     

    ·        Respecto a la clase penetración y el valor de retención, la madera tratada debe ensayarse conforme a la Norma EN 351-1. Este ensayo tiene por objeto aportar al fabricante las características del proceso de tratamiento necesarias para obtener los valores de penetración y retención requeridos (por ejemplo contenido de humedad de la madera, tipo y concentración del producto protector, presiones, vacíos y tiempos de aplicación)

    ·        Respecto a la reacción al fuego una vez secada la madera después del tratamiento se debe pesar para evaluar si ha habido una “ganancia” superior al 2 %, y en ese caso se debe operar conforme a como se indica en el apartado anterior de reacción al fuego, es decir ninguna acción (en caso de ser una variación inferior al 2 %) o ensayar en caso contrario para evaluar la posible influencia del tratamiento.

    ·        Respecto a la resistencia y rigidez, se debe operar conforme se ha indicado anteriormente para evaluar la posible influencia (y en su caso el alcance) del tratamiento protector en la resistencia y rigidez

     

    Control de la producción en fábrica: La empresa de tratamiento debe implantar, documentar y mantener un sistema de control de la producción en fábrica (CPF) que asegure la conformidad de la madera estructural tratada con las características de prestación declaradas. El sistema de CPF debe incluir procedimientos, inspecciones y ensayos y/o evaluaciones periódicas, cuyos resultados deben servir  para el control de las materias primas y otros materiales o componentes de entrada, los equipos, procesos de fabricación y producto.

     

    Se considera que un sistema de CPF conforme con la Norma EN ISO 9001, y adaptado específicamente a los requisitos de esta norma europea y a los de la Norma EN 14081-1, cuando corresponda, satisface este requisito.

     

    En el contexto del CC debe disponerse del equipo de pesada medida y ensayo necesario para las actividades de control y debe disponerse de un plan de inspección y calibración documentado.

     

    Control de las materias primas

    ·        Debe controlarse la especie y registrarse por lotes

    ·        Debe controlarse el tipo de acabado (aserrado en bruto o cepillado) y registrarse por lotes

    ·        Debe controlarse el contenido de humedad de la madera que debe ser compatible con el tratamiento a aplicar En cuanto a los productos protectores debe disponerse de las fichas técnicas y de seguridad actualizadas y seguirse las recomendaciones del suministrador del producto.

     

    Control de la solución de tratamiento

    Si el producto no se suministra listo para su empleo el control de calidad debe asegurar el control de las cantidades de agua y producto protector para obtener la dilución especificada, debiendo quedar en cada mezcla un registro de las cantidades de agua y protector.

     

    Control del proceso de tratamiento

    El proceso debe conducirse conforme a los parámetros determinados en el ensayo inicial de tipo (humedad de la madera, concentración de protector, presiones, vacíos etc). Para cada operación de tratamiento debe mantenerse un registro de estos parámetros.

     

    MARCADO

     

    El marcado de la madera estructural tratada o su documentación de acompañamiento, debe incluir la siguiente información:

     

    -         método de tratamiento y producto protector de la madera;

    -         para el producto protector: Especificación de conformidad con las disposiciones nacionales válidas en el entorno de utilización de la madera (véase nota);

    -         clase de penetración;

    -         valor de retención incluyendo las unidades;

    -         número de carga y año de tratamiento;

    -         agentes biológicos que cubre el tratamiento;

    -         identificación de la empresa de tratamiento.

     

    ANEXO : productos de tratamiento que no influyen en las propiedades de resistencia y rigidez

     

    Al final de la norma se incluye un listado de productos protectores (agrupados por familias o por principios activos predominantes en el producto) para los cuales se presupone que no producen modificación de la resistencia o rigidez .

     

    Gonzalo Medina

    Secretario CTN-56 “madera y Corcho”