NOTICIAS

  • 12 de julio de 2010

    Los incendios forestales son para el verano
    imagen_6548.jpg
    La Agencia Nacional de Meteorología AEMET anunció hace apenas un mes que nos espera un verano muy duro con varias olas de calor e intensas temperaturas, lo que traducido al sector forestal es que existe un alto riesgo para los incendios de verano. Un mal que, a pesar de ser inevitable por naturaleza, se ha de impedir que ocurra en la medida de lo posible para el bien de la fauna y flora así como con los intereses humanos y económicos en juego. La superficie de bosques de nuestro país es la tercera más extensa dentro de la Unión Europea por detrás solo de Suecia y Finlandia, con más de 18 millones de ha. A pesar de ser los más propensos a los incendios forestales, los españoles somos los que más àrboles hemos replantado, con un 296 000 ha anuales, aun así esta es una cifra inferior a la vegetación que arde durante la época estival. Estos datos nos llevan a plantearnos preguntas tales como
    ¿estaremos haciendo una replantación de bosques suficiente?
    ¿hacemos suficiente para combatir los incendios forestales?
    ¿somos conscientes de lo mucho que nos jugamos?
    Por su parte la ONG WWF ha publicado el pasado 7 de julio un informe con el sugerente título de recuperando bosques o plantando incendios. En este informe se analiza el futuro de los grandes incendios forestales en España y la evolución de los mismos en los últimos años indagando sobre todo en los puntos débiles de la política de restauración forestal en nuestro país. Siguiendo el hilo de otro estudio, el VIº estudio de empleo e inversión en el sector forestal2007-2008 los bosques limpian cerca del 20% de las emisiones de CO2.