NOTICIAS

  • 9 de marzo de 2012

    La Procesionaria, una plaga presente en todo tipo de zonas verdes
    imagen_7095.jpg

    La procesionaria del pino es una plaga que afecta a las plantaciones de pinos, abetos y cedros. Las orugas de esta plaga autóctona, se alimentan de muchos de estos tipos de árboles, provocándoles una seria defoliación y, a largo plazo, un enorme deterioro. Hay que tener en cuenta que, cada mariposa hembra de procesionaria, puede llegar a poner hasta 200 huevos en la copa de un árbol que selecciona y distingue previamente a través de la vista y el olfato. En ocasiones, han llegado a encontrarse hasta 2.000 huevos en el mismo pino, lo que supone que al eclosionar, se produzca el nacimiento del mismo número de orugas.

    Estas larvas entrañan un riesgo para la salud de las personas y los animales que se encuentren a su alrededor, pues las orugas procesionarias están cubiertas por unos 1.000 pelos urticantes que pueden formar nubes de pelo que provocan alergias cutáneas como sarpullidos o erupciones, irritación en ojos y nariz o problemas respiratorios. Los especialistas aconsejan evitar cualquier contacto físico, no sólo con las orugas procesionarias del pino, sino también con sus nidos, o con los árboles afectados por esta plaga.

    Se pueden encontrar este tipo de problemas en infinidad de espacios, ya que los pinos se plantan en jardines y piscinas al aire libre de hoteles y casas rurales, zonas verdes de restaurantes, ayuntamientos, museos, hospitales y centros de salud, en las zonas comunes de los edificios de oficinas y polígonos industriales, etc. 

    Para afrontar con éxito la lucha contra la procesionaria es necesario iniciar los tratamientos en los meses de enero o febrero con la eliminación de los bolsones y prolongarse durante todo el año con distintos tipos de tratamientos y técnicas, incluyendo el uso de feromonas.

    Entre otras empresas de control de plagas, Rentokil ofrece innovadores productos y soluciones de control y prevención de esta plaga. La empresa, que opera en España desde 1981.