NOTICIAS

  • 7 de julio de 2014

    Recomendaciones para el mantenimiento de puertas
    imagen_7884.jpg

     Las puertas, ya sean manuales o automáticas, cortafuego o de paso,  son utilizadas por millones de personas todos los días. Se estima que en los últimos 10 años, se han instalado  más de 15 millones de puertas,  tanto en el ámbito peatonal, comercial y de seguridad, como en el industrial. Sin embargo, más de un tercio de estas puertas no se mantiene adecuadamente.

    Las normas europeas para puertas, incluidas cortafuego, afirman que el fabricante es el responsable de definir y dar las pautas para un mantenimiento adecuado, como la periodicidad de mantenimiento y el tiempo de vida útil de las piezas de repuesto,  según el uso previsto de cada puerta. Una vez instalada la puerta cortafuego, el propietario del edificio es responsable de la función de seguridad y seguro de la puerta -esto incluye el suministro de un servicio regular de mantenimiento, realizado por empresas profesionales-.

    Para facilitar las tareas de mantenimiento, la Asociación Europea de Puertas, EDSF, pone a disposición de los usuarios e instaladores en su web, algunas pautas a seguir.

    Por ejemplo, EDSF señala que las labores de mantenimiento, reparación, actualización y reemplazo de los componentes de las puertas deben ser realizadas por proveedores de servicios cualificados y técnicos con competencias definidas. Además, EDSF define un esquema de los contenidos de los cursos de formación para instaladores de puertas, que incluye todas las habilidades teóricas y prácticas relevantes para una formación integral.

    Finalmente, para apoyar esta campaña,  EDSF ha editado un folleto "sobre la seguridad de las puertas", donde se ofrece toda la información pertinente para responder a las preguntas acerca de las puertas de seguridad.

    El Comité sectorial de Puertas y Señalización de TECNIFUEGO-AESPI forma parte de la Asociación EDSF y apoya esta iniciativa. El folleto está disponible para su descarga en la web: www.edsf.com

    Más información: www.tecnifuego-aespi.org