NOTICIAS

  • 31 de enero de 2017

    El nuevo formato de las normas UNE da visibilidad a los comités que las redactan (AITIM en el caso de las normas de madera)
    imagen_8732.jpg

    AENOR - Asociación Española de Normalización ha cambiado el formato de presentación de las normas UNE y UNE EN dando mayor visibilidad a los Comités Técnicos de Normalización (CTN) en la portada de las normas. De esta forma se pone en valor el papel desempeñado por las distintas Asociaciones Españolas que coordinan los trabajos de los diferentes CTN.

    AITIM ostenta la Secretaría del CTN 56 “Madera y Corcho” desde su creación en 1963. El sector de la madera es uno de los que cuentan con mayor número de normas (más de 325 documentos repartidos entre 80 % europeos y 20 % exclusivamente nacionales) lo que refleja la gran labor que se está realizando. La existencia de normas facilita la promoción y utilización de los productos, en nuestro caso particular los de la madera. Es necesario resaltar la gran dedicación que requiere disponer de buenas normas, que incluyen tanto su redacción como su actualización, y cuando procede la traducción de normas europeas. AITIM aporta importantes recursos humanos y económicos que no le reportan prácticamente ninguna contrapartida económica, por lo que es necesario que tanto las distintas asociaciones empresariales como empresas particulares colaboren y sigan colaborando en este tema. La forma más sencilla es la afiliación a AITIM. Aprovechando este cambio de formato animamos a todas las asociaciones y empresas a colaborar con nosotros. Como comentábamos, la existencia de buenas normas es imprescindible para promocionar y potenciar a nuestro sector.

     

    D. Antonio Jobbe-Duval, presidente de AITIM comenta: “Las normas tienen un papel muy importante en la definición de las prestaciones de productos de la madera y en su comercialización. Por un lado hay que tener en cuenta que las fronteras son cada vez más difusas, tanto desde el punto de vista comercial como desde el técnico. Por otro lado, la elaboración de normas requiere la participación de las empresas de cada país y su presencia en Europa, para poder trasladar e incorporar sus aspectos particulares a la normativa europea y expresar las necesidades de la industria y los prescriptores nacionales. En el caso de la protección de la madera, que es que yo más domino, un actor importante es el WEI (Instituto Europeo de Protección de la Madera) al cual está asociado AITIM, en el caso de los tableros el EPF (Federación Europea de Tableros) con la cual también colabora AITIM, que de forma parecida también se producen en otros subsectores como el de carpintería o estructuras de madera. Este enfoque de colaboración y participación es el que debemos incorporar a la hora de elaborar nuestras normas UNE y luchar contra el individualismo que a veces nos caracteriza”.

     

    D. Juan Ignacio Fernández Golfín, presidente del CTN 56, reforzando los comentarios anteriores, recalca: “La normalización aclara los mercados y debería ser impulsada y apoyada por los sectores económicos y no como ha venido ocurriendo hasta ahora, que lo ha sido por las Administraciones, algunas Asociaciones y AITIM. Por tanto desde la presidencia del CTN hago una llamada a la incorporación plena y efectiva de las empresas, las asociaciones y los usuarios”.